¿Qué es Adenomiosis? Conoce a una de las “hermanas gemelas y también malvada” de endo DEU T4E3






Estaba pensando en lo importante que es conocer las distintas causas de dolor pélvico, porque no todos son iguales, no todos se manifiestan igual y porque la forma de trabajar con ellos puede variar y creo que por eso estos siguientes episodios casi se están convirtiendo en una serie acerca de los diferentes dolores pélvicos. En el primer episodio de esta temporada hablé acerca de varias posibles causas de dolor pélvico que llegan mayormente durante la menstruación, aún así ahora pensé que sería buena idea ir explorando cada uno por aquello de que tengas más información. Tu sabes, por eso de que a más información tienes, puedes tomar decisiones bien informadas.

Entre las varias condiciones de dolor pélvico, existe una que causa muchísimo dolor durante la menstruación y que es conocida como la hermanita gemela y también malvada de endometriosis: su nombre es Adenomyosis.


Adenomiosis es, en arroz y habichuelas, cuando un glándulas endometriales y tejido similar al que crece en el endometrio cada mes crece en las paredes del músculo liso del útero. ¿Suena algo familiar verdad? Pues sí, pero no, y aquí está la gran similitud y diferencia con endo.

Te acuerdas que con endometriosis el tejido similar al que crece dentro del útero se encuentra fuera del útero, en las paredes externas de éste y en otros órganos de la pelvis. Pues con adenomiosis ese tejido crece en el tejido muscular suave del útero. O sea, endometriosis crece fuera del tejido muscular y adenomyosis en el tejido muscular.


La explicación parece simple y la condición podría también parecerlo, pero. Cada vez los estudios nos están dejando ver que adenomiosis y endometriosis son mucho más complejas.

Ambas condiciones tienen muchas similitudes, comenzando por que crece tejido que no se supone que crezca en una zona, pero también en la sintomatología. De hecho, auqnue una persona puede tener ambas condiciones es importante saebr que una persona con endo no necesariamente tiene adenomiosis y una persona con adenomiosis no necesariamente tiene endo.


Al igual que con endometriosis, la adenomiosis se presenta con dolor pélvico crónico o severo en más de la mitad de quienes la tienen. Pero una tercera parte de las personas que tienen adenomiosis no experimentan dolor.


Pero ¿porqué tanto dolor? solo para que te hagas una idea: Cuando a una persona con útero le llega a su momento menstrual, el útero hace contracciones para deshacerse del tejido que creció dentro de él para por si acaso quedabas embarazada sostener el embrión y crearle una especie de casa. Esa es la forma en que se regenera ese tejido. En el caso de adenomiosis, el tejido similar al tejido endometrial que creció en el músculo también responde a los cambios hormonales del al ciclo menstrual. Se engruesa en la etapa lútea y va a querer salir sólo que está encerrado dentro del músculo. Por eso duele tanto.




Otro síntoma característico de adenomiosis es sangrados abundantes y cuando digo abundantes es que cada dos a tres horas tienes que vaciar la copa menstrual o cambiarte de toalla sanitaria o tampón y que en ocasiones tienes que usar una combinación de productos para no tener accidentes. Que conste que un sangrado abundante puede estar relacionado a otros issues, pero este es uno de los que caracterizan a adenomiosis.


Así mismo, personas con adenomiosis pueden tener dolor con las relaciones sexuales, inflación en el área del abdomen o bloatness, sangrado por largo tiempo – o sea no es una menstruación de dos o tres días, hablamos de 6, 7, 8, 9 días. Coágulos en la sangre, dolor en la menstruación y sangrado entre periodos.


Entonces ¿Cómo saber si tienes adenomiosis?


Tristemente, igual que con endometriosis, el diagnóstico puede ser complicado. Primero es importante eliminar otras posibles causas para el dolor menstrual y los sangrados abundantes. Una vez ese paso está es necesario que te hagan un examen pélvico completo, que se hagan pruebas de imagen como sonograma endovaginal, MRI, histerosalpingograma, o histeroscopía e Incluso es posible que haya que referir a una cirugía para eliminar la posibilidad de otras condiciones como endometriosis. Para esto es súper importante que vayas a un médico o médica especializada en dolor pélvico. No todos los ginecólogos se especializan en dolor pélvico y no todos tienen las herramientas y el conocimiento para trabajarlo. Es importantísimo que te trates con alguien que sabe de lo estamos hablando.


¿Cuáles son los tratamientos comunes para adenomiosis?


Adenomiosis es una condición en la que, similar a endo, no se conocen bien sus causas. Por eso el enfoque tiende a ser en manejo de síntomas. Las formas más tradicionales incluyen el uso de antiinflamatorios (NSAIDS), tratamiento hormonal como pastillas anticonceptivas o el dispositivo intrauterino hormonal como Mirena, hasta histerectomía que es remover el útero a través de cirugía.

En el caso de adenomiosis la cirugía sí puede ser una alternativa pues contrario a la endometriosis el tejido está únicamente en el útero. Ahora bien, con esto no estoy diciendo que esta tiene que ser tu primera y única alternativa. Especialmente si no tienes idea de si quieres tener hijos o no, o si simplemente no estás dispuesta o lista a quitarte tu útero.


¿Qué otras alternativas tienes? ¿Cómo puedes tratar y manejar Adenomiosis?


Aquí va lo que repito constantemente: Alfabetización corporal es clave. No es sencillo, no es fácil, no es un paseo en el parque, no quiere decir que los dolroes vna a desaparecer por completo y que jamás en la vida van a volver, pero en mi experiencia es una de las mejores alternativas pues te va a ayudar a conocerte y conocer tus detonantes de dolor, aprender a manejar los detonantes, aprender a manejar el dolor cuando llega, tomar decisiones informadas y a poder hablar con tu médico especialista entre muchas otras cosas.


En ese proceso de alfabetización corporal entra lo que llamo crear tu kit menstrual y apra eso implica hacer una exploración de tu alimentación. Encontrar qué alimentos te bregan pues te desinflaman y qué alimentos aumentan los dolores. Buscar alternativas de terapias de manejo de dolor, encontrar apoyo emocional con un o una terapeuta, usar suplementos, encontrar formas de movimiento que vayan con tus necesidades específicas y más.


Vale y como puedes manejar el dolor ya. Es importante que entiendas que vivir con dolor no es saludable. Y aunque sí soy súper partidaria de conocer tu cuerpo y usar alternativas más allá de antiinflamatorios y la supresión hormonal, no tienes que vivir en dolor y no permitas que nadie juzgue tus decisiones de cómo te enfrentas a él. Haz lo que necesites y lo que te funcione a ti porque la que está viviendo con el dolor eres tu.


Alternativas integrales


1. Usa compresas de aceite de castor en el tiempo antes de que llegue tu menstruación. Accede a mi guía para hacer compresas de aceite de castor aquí

2. Usa una bolsa de agua caliente en tu abdomen durante la menstruación – el calor tiende a ayudar a aliviar el dolor-

3. Aumenta el consumo de alimentos ricos en magnesio e incluso explora si es viable para ti suplementar con pastillas o polvo de magnesio. Estos alimentos son: semillas de calabaza, almendras, espinaca, cashews, aguacate, bananas, legumbres por ejemplo. Y elimina los alimentos que te inflaman los lácteos tienden a ser uno de los más que inflaman.

4. Apoya a tu hígado en su proceso de desintoxicarse. Alimentos amargos como diente de león y hojas verdes, remolachas son geniales para el hígado.

5. Crea tu red de apoyo: Familiares, amigues, terapeutas de masaje, sicoterapeutas, terapeutas físicos, coaches. En mi programa uno a uno trabajo con personas como tu para encontrar esa fórmula específica que le funciona a cada una y a crear tu kit menstrual. (Si quieres más información de qué se trata el programa y cómo trabajar conmigo entra aquí donde explico cómo podemos trabajar juntas) Te dejo la información en las notas del programa.)

Si quieres explorar más este tema, ve al grupo privado de Facebook Desde el útero podcast y hablemos más por ahí.

Por ahora me despido, un abrazo y recuerda, #YouGotThisNena, hasta pronto!


XOXO,

Mayra


La información ofrecida en es basada los estudios experiencia de Mayra Ortiz como women’s health coach y no pretende sustituir ningún tratamiento médico.

© 2020 by Mayra Ortiz.

Acerca de Mayra

Servicios y programas

Podcast

Blog

Social Media Links

  • Facebook
  • Instagram
  • YouTube